Contacta'ns

      Contáctanos

      El origen del café y otras curiosidades

      El café recorre un largo camino desde la plantación hasta la taza de café que disfrutamos en casa, en el bar o en la oficina. Una parte fundamental de este proceso se desarrolla en las zonas de cultivo, que marcan la calidad final del café. Por eso, en este artículo le explicamos algo más sobre este fruto que un 76% de la población toma al menos, una vez al día.

      ¿De dónde proviene el café?

      El café es originario de Etiopía donde en el siglo XI se hallaron los primeros cafetes, el árbol del café, ya raíz del descubrimiento se descubrieron las propiedades de las semillas cerradas al fruto.

      Actualmente, el café se cultiva en muchas partes de las zonas tropicales y subtropicales de África, América y Asia. Según el tipo de café (arábigo o robusto) se plantan en terrenos de altitud, por encima de los 800 metros sobre el nivel del mar o en zonas más bajas.

      Brasil, Vietnam, Colombia, Indonesia, Etiopía, Honduras y la India son los 7 países principales de donde procede el café. En estos países, se concentra más del 80% de la producción mundial.

      ¿De dónde sale el café?

      Los granos de café, que vemos ya tostados, son las semillas que se encuentran dentro del fruto del cafetón.

      El cafetón es un árbol que puede llegar hasta los 10 metros de altura, aunque para el cultivo no se deja crecer más de 3 metros para favorecer su recolección. El árbol de café florece y da frutos a los tres o cuatro años. Las flores son de color blanco o ligeramente rosáceas y con un aroma que recuerda al jazmín.

      Son muchas las variantes que afectan a la calidad del café ya desde la plantación, incluso de una misma variedad. La temperatura media, las horas de sol, la distribución de las lluvias y la altitud de la plantación frente al mar tienen un impacto importante.

      ¿Cómo es el fruto del café?

      El fruto de café, también llamado cereza, es pequeño, redondo y tiene un color rojo intenso cuando está maduro. Dentro de este fruto es donde se encuentran los granos o semillas de café.

      ¿Cómo se cosecha el café?

      Según la procedencia del café, la variedad y tipo de plantación se recolectan a mano o de forma mecanizada. La recolección a mano permite seleccionar los frutos que están en su punto de maduración y es la más aconsejable para una buena calidad. Se recolecta a mano en plantaciones en altura y que buscan la calidad y la excelencia.

      El volumen de café que produce un cafetal es muy diferente según la variedad y condiciones de cultivo, pero en una hectárea se pueden recoger aproximadamente unos 800 kg de café al año.

      Una vez recogidas las cerezas de café, existen dos métodos para llegar al grano de café verde listo para tostar. Existe el método seco y el húmedo.

      Sea por el método seco o húmedo, al final del proceso tenemos los granos de café limpios y listo para el tostado. Se trata de un largo camino, desde la plantación del cafetón hasta obtener la semilla lista para consumir. Un proceso apasionante que marca la diferencia y saca provecho de dónde viene el café.

      Las máquinas de vending Cafegrà disponen de un café de calidad y delicioso que te acompañará durante tu jornada siempre que lo necesites.

      ¡Ponte en contacto con nosotros y descubre todo lo que podemos ofrecerte!

      No Comments

      Post A Comment

      Call Now Button